Aceites esenciales para la dismenorrea

El término dismenorrea procede del griego: dis- menós, mes y rhein, fluir, es decir, un trastorno del flujo menstrual que se caracteriza por un dolor intenso durante la menstruación, especialmente en la zona baja del abdomen.

Pero la dismenorrea puede presentar diversos síntomas, además de cólicos abdominales y dolor severo en la zona abdominal y lumbar, este dolor puede irradiar hacia las piernas, con calambres. También son comunes las náuseas, mareos, diarreas, fatiga y cefaleas.

El tratamiento convencional es la administración de antiinflamatorios. Pero pueden agravar los trastornos digestivos y en muchas ocasiones no consiguen gestionar de forma eficaz la dismenorrea.

Los aceites esenciales pueden sernos de gran utilidad.

¡Vamos a ver cómo!

En primer lugar serán de elección aquellos aceites esenciales con una potente actividad antiespasmódica, con especial afinidad para el sistema digestivo. Disponemos de varias opciones: albahaca (Ocimum basilicum), estragón (Artemisia dracunculus), cardamomo (Elettaria cardamomum), pino de Patagonia (Pinus ponderosa), etc.

Estos aceites esenciales se caracterizan por un importante contenido en éteres terpénicos con una actividad antiinflamatoria y antiespasmódica con especial tropismo por el tejido muscular estriado.

Según mi experiencia, os recomendaría el AEQT de albahaca, diluído al 50% en aceite de maceración de hipérico y aplicado en masaje sobre el bajo vientre y zona lumbar, varias veces al día, según necesidad. El AEQT de albahaca contiene alrededor de un 80% de estragol (metil-chavicol). Esta elevada concentración en este éter le otorga estas propiedades antiespasmódicas tan interesantes, pero también puede ser irritante de las pieles más sensibles. En estos casos, mi consejo es usar el AEQT de estragón, con menos cantidad de estragol (+/- 60%) y una mejor tolerancia cutánea.

Otra opción sería el AEQT de pino de Patagonia. Este aceite esencial es muy especial, ya que dentro de los componentes mayoritarios se encuentran tanto ¡éteres como ésteres! No es demasiado frecuente la presencia de estos dos grupos de familias bioquímicas en un aceite esencial y que además tenga un aroma exquisito. Por lo que estamos frente a una verdadera joya de la naturaleza!

Los ésteres tienen un especial tropismo por el tejido nervioso y su actividad antiinflamatoria será especialmente eficaz en caso de cólicos intestinales y espasmos digestivos originados por la inervación del Sistema Nervioso Autónomo (SNA) sobre la musculatura lisa.

Los éteres tienen especial afinidad para el tejido muscular y van a actuar sobre todo calmando los espasmos de la musculatura estriada, a nivel abdominal.

El AEQT de pino de Patagonia tiene alrededor de un 25% de éteres y hasta un 10% de ésteres. Podemos aplicarlo diluido al 50% en aceite de maceración de hipérico y aplicar unas gotas sobre la zona del bajo vientre, ovarios y zona lumbar, realizando un masaje, varias veces al día, según necesidad.

Además, tiene una actividad reguladora del tono nervioso, ideal para gestionar la irritabilidad y fatiga nerviosa que suele acompañar al dolor menstrual. Para esta actividad neuro tónica, podemos aplicar un par de gotas en las muñecas o en un pañuelo y realizar 2 o 3 inspiraciones profundas, cuando lo precisemos. También puede aplicarse en el plexo solar o las plantas de los pies, antes de acostarnos.

En caso de dolores extremadamente severos, podríamos recurrir al AEQT de salvia oficinal, con un elevado contenido en ésteres y cetonas, de forma que potenciaremos la actividad analgésica con las propiedades miorrelajantes de las cetonas. Sin olvidar la acción estrógeno-mimética de este aceite esencial, muy adecuada para mejorar los desequilibrios menstruales.

Una posible sinergia

  • AEQT albahaca 2ml
  • AEQT salvia oficinal 3ml
  • AM hipérico 5ml

Aplicar unas gotas sobre la zona baja abdominal y lumbar, realizando un suave masaje, varias veces al día, según necesidad.

En caso de náuseas y/o cefalea, os recomiendo el AEQT de menta piperita. En el primer caso, la inhalación suele ser suficiente, aunque también podríamos dejar disolver bajo la lengua 2 gotas en medio terrón de azúcar moreno, máximo 3 veces al día.

Para el dolor de cabeza, aplicar 2 gotas del aceite esencial de menta puro, en la zona de las sienes y acompañar de inhalación (2 gotas en un pañuelo o directamente del envase), cerrando los ojos para evitar su irritación.

Bibliografía

  • LES CAHIERS PRATIQUES D’AROMATHÉRAPIE SELON L’ECOLE FRANÇAISE Tome 5 Grossesse Dominique Baudoux 2010 Ed. Inspir
  • L’AROMATHÉRAPIE EXACTEMENT Pierre Franchomme, Dr. Daniel Pénöel. 2001 Editions Roger Jollois
  • LA CONNAISSANCE DES HUILES ESSENTIELLES: QUALITOLOGIE ET AROMATHÉRAPIE. Entre science et tradition pour une application médicale raisonnée. Collection Phytothérapie pratique. Kaloustian, Jacques; Hadji-Minaglou, Francis (Réd.) 2013, XVI, Ed. Springer
La información facilitada en AromaTraining.com tiene únicamente carácter informativo y no debe utilizarse con el fin de establecer un diagnóstico o elegir un tratamiento en casos particulares. Consulte siempre a su médico o profesional de la salud formado en aromaterapia, antes de empezar cualquier tratamiento. La utilización de esta información se lleva a cabo bajo la exclusiva responsabilidad del usuario.